Prueba Kia Niro 1.6 HEV Drive, la hibridación se populariza

Kia Niro 1.6 HEV Emotion prueba
Compártela...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

SUV como dicen ahora, urbano, de tracción delantera y mecánica híbrida, una única motorización con diversos acabados, con un enfoque polivalente y siempre consumos ajustados


Kia Niro 2017 exterior

El Niro es un modelo diseñado desde su base para recibir una mecánica híbrida, por lo tanto la configuración de motores, baterías, cambio y demás componentes se ha hecho sobre una hoja en blanco.

Se ha optado por un coche polivalente, tracción delantera con 5 plazas y un maletero proporcionado con 400 litros, en el que puede jugarse con los abatimientos.

En un coche un poco más alto de chasis y carrocería, pero no pensando en el campo. Es más bien lo que llaman SUV urbano, con asientos altos para entrar y salir más cómodamente desde sus 4 puertas.

Kia Niro 2017 interiorCon cambio automático y guía secuencial, con buen par y una potencia decente, tiene una conducción apreciable, cómoda y para desenvolverse sobre todo en la ciudad, que es donde más partido le vamos a sacar a su sistema híbrido.

Los consumos son ante todo homogéneos, rondando los 5 litros cada 100 km, pudiendo lograr bajar de ellos con cierta facilidad, y siendo complicado elevarlos mucho pues que es donde el aporte eléctrico entra más continuamente para equilibrar las cosas.

Kia Niro 1.6 HEV Emotion

Lo mejor:

  • Consumos en gasolina
  • Confort de conducción
  • Equipamiento

Lo mejorable

  • Detalles maletero
  • Potencia real

Gama.

Kia Niro logotipoEl Niro solo se comercializa con un motor, aunque con 3 niveles de acabado diferentes.

Los niveles se denominan Concept, Drive y Emotion.

En este trabajo tenemos la referencia del mediano, Drive. Entre los tres y a día de hoy hay una diferencia de 4.800 Euros sin contar con los descuentos vigentes.

Carrocería

El Kia Niro tiene un tamaño compacto con 436 cm de largo, con dos cuerpos y una altura algo mayor que la media de su segmento, estando entre el tradicional break de 5 puertas y los SUV. Manetas y defensas en color carrocería con un contorno negro como defensa tambíen en los aletines y en los laterales. Mismo color de los marcos de las puertas.

Cuenta con luces de día de LEDs pero en muy baja posición, estas luces se convierten en los anti-niebla al conectarlos, pero con una luz que parece menos brillante. En los retrovisores exteriores hay luces de intermitencia.

Las llantas son de aleación ya desde el nivel de equipamiento más bajo.

Interior.

Con estilo semi SUV, o SUV urbano, el interior cuenta con una línea de asientos un poco más alta que facilita siempre la ubicación de piernas dando más de si el espacio. Con 4 plazas perfectas para adultos, aunque para no muy largos desplazamientos podrían ser 5.

El acabado no es lujoso, simplemente correcto con materiales exigidos en el precio, con mucho plástico aunque de cierta calidad. Del nivel de detalles se puede decir lo mismo, luces indirectas delanteras pero muy potentes dentro del alumbrado general con un plafón trasero.

En cuanto a huecos, con una guantera pequeña y sencilla, se defiende con otros huecos como los de las puertas delanteras con portabebidas o el central bajo el reposacodos delantero.

Tiene porta-gafas, y una bandejita delantera para los aparatos que enchufemos en las correspondientes tomas que tenemos en la parte baja del centro del salpicadero.

Atrás, las plazas, bien de espacio son más sosas, sin luces indirectas y sin consola de aireación. Tiene reposacodos central con un par de posa-vasos más. Sin luces indirectas.

Maletero.

El maletero base, bajo la cortina de ocultación tiene 401 litros, un volumen ajustado a su talla que puede ampliarse hasta los 1.399 litros abatiendo los asientos traseros.

Está escaso de detalles, o mejor dicho vacío. No dispone de compartimentos, ni ganchos, ni redes, sólo un par de anclajes

Los abatimientos son sencillos, asimétricos y sobre los respaldos solamente. El suelo no queda plano y la boca de carga está algo elevada, no está a ras del mismo.

No hay opciones de portón eléctrico ni lubeta practicable.

Equipamiento

Kia Niro consolaYa de base con el nivel Concept tenemos un coche con casi todo lo básico con un precio correcto para el nivel que lleva.

El segundo nivel, que es el de nuestro Niro, añade ya barras de techo, cámara de visión trasera, espejo interior fotosensible, conexión a Internet a través de tu dispositivo, con interface de aplicaciones, navegador integrado con monitor y sensor de maniobra trasero. Lo que deja ya al Kia Niro con un nivel muy bueno con las únicas opciones disponibles de alerta de distancia frontal con frenado y programador de velocidad activo.

El nivel de equipamiento se redondea en el más alto Emotion con apertura de puertas por deteccion del mando, alerta distancia frontal con frenado, cargador inalámbrico, cristales oscurecidos, faros de Xenon, pedales de aluminio, programador de velocidad activo, red de separación del maletero y tapicería parcialmente en cuero.

Aun podemos disponer de algunas opciones:

  • Asistente cambio de carril
  • Alerta de tráfico trasero
  • Asientos delanteros con ventilación
  • Asientos delanteros calefactables
  • Asientos traseros calefactables
  • Memorias asiento conductor
  • Asiento conductor con regulación eléctrica y lumbar
  • Tapicería completa en piel
  • Volante calefactado

Motor

Kia Niro motorLa mecánica híbrida del Niro va toda delante. El motor eléctrico está situado en el vano motor junto al térmico.

Éste es un pequeño 4 cilindros de 1.6 litros que rinde 105 cv a 5.700 rpm, el eléctrico suma su giro cuando el sistema automáticamente decide y aporta hasta 44 cv. El sistema garantiza 141 cv, siendo la suma de pares 147 + 171 = 318 Nm a las 4.000 vueltas del motor de gasolina.

El cambio es de variador contínuo, con 7 relaciones pre-establecidas, manejándose desde la palanca central, en sentido de la marcha, o sea se sube hacia adelante.

Es tracción delantera, ambos motores se asocian en el eje delantero, dejando en la parte trasera el mayor espacio para pasajeros y carga.

El conjunto proporciona un andar con buenos bajos pero con una potencia que parece algo menor.

La gestión de la carga de la batería se hace a un ritmo constante, procurando tener siempre al menos la mitad de la capacidad disponible, soltando enseguida cualquier ayuda desde la mitad de su carga completa y siendo difícil verlo por encima de 3/4 de carga en una conducción normal.

Puesto conducción

Kia Niro puesto conducciónAl volante del Niro se va confortable, con un ángulo de visión ligeramente más elevado que en un coche normal, con un cambio automático de relativa suavidad con una buena respuesta del motor desde el comienzo.

El sistema híbrido está diseñado para que pase desapercibido aportando su ayuda, sin tanto protagonismo de botones como suele ser habitual en casi todos los coches de este tipo.

Kia Niro puesto instrumentaciónNi siquiera tiene botón “EV” de emisiones cero, o conducción forzada con el motor eléctrico solamente.

Se delata enseguida porque en lugar de cuenta-vueltas tiene un reloj en el cuadro con los niveles de combustible y de carga de batería, y en el centro la autonomía en kilómetros.

Dispone de otros gráficos de análisis de la conducción en los que nuestro Ego verde aparece cuando conducimos de manera eficiente.

Kia Niro puesto cámara traseraLa instrumentación por lo demás es moderna, con un pequeño display que se maneja desde el volante con informaciones complementarias y de sistemas, entre ellas el velocímetro digital.

Contamos en este acabado Drive de cámara trasera, con guías de maniobra activas, sensores de maniobra traseros y a la hora de echar en falta unas levas de cambio en el volante.

La pantalla central es táctil, y cuenta con algunos diagramas de conducción económica y consumos, aunque principalmente es para las funciones de confort y sonido.

Kia Niro consola centralHay accesos directos para la climatización y radio.

El potenciómetro que sustituye al cuenta-vueltas nos indica si el sistema está recargando energía, o aportándola, pero hemos observado que mientras reducimos el nivel de recuperación es mínimo y que sólo haremos que la aguja se mueva hacia el fondo cuanto tocamos el pedal de freno. No sabemos si es un posible fallo de instrumentación o es que realmente es así, y si sólo reducimos no estamos apenas recargando.

Ello va contra la teoría de siempre de que hay que tocar el pedal de freno lo menos posible para una conducción eficiente. Pero si el sistema de recarga tiene poco rendimiento sino se toca el freno está claro que si usamos el cambio para ir reduciendo anticipadamente en las curvas, es a la vez conveniente presiona el freno, pues cuanto mas lo hacemos más carga se regenera, quizá en una conducción turística el uso del freno pueda ser más eficiente para lograr la mayor recuperación de energía. El sistema pone en marcha el efecto inverso del motor eléctrico al inicio de la frenada y en un segundo punto ya actúan los discos de freno, que los lleva en las 4 ruedas. Como si el motor térmico al reducir no afectara a la inversión del eléctrico para actuar como alternador.

Comportamiento.

Kia Niro generalEl balance entre confort y comportamiento está inclinado hacia el primero, no es un coche pensado para un trato muy deportivo, a pesar de que te deja llevarlo a límites muy buenos, pero quizá ya acusa mucha inclinación y debemos reservar ésto para cuando uno mejor va solo.

El caso es que si se trata de pasar curvas con cierta alegría lo pone fácil con su guía secuencial en el cambio, unos frenos a la altura y que ya sabemos que hay que usar para activar mejor el sistema de recuperación de carga de la batería.

Prestaciones y consumos:

Kia Niro boca depósitoLos 141 cv no parecen tantos, pero con buenos bajos se pueden lograr buenas recuperaciones y una aceleración de 0 a 100 km/h de aparentes 11,5 segundos. La punta se queda corta en comparación con otros coches de su potencia, sólo 162 km/h, que serán siempre suficientes puesto que no los alcanza con pereza. Esto es por el sistema híbrido actuando sobre el mismo eje.

En cuanto a los consumos son siempre regulares, rondando la cifra de 4,5 – 5,0 litros mezclando todo tipo de terreno. En ciudad aprovechará mejor la recuperación con consumos de poco más de 5 litros y en autopista nos subirá algo más, hacia los 5,8 – 6,0, pero reponiéndonos la hucha con más facilidad.


Consumos oficiales/reales:

Consumo medio: 3,8 l/100 km: algo optimista, en nuestra realidad medimos 4,6.
Consumo urbano: 3,9 l/100 km: también optimista, bajar de 4 en ciudad es harto complicado, más bien el litro y medio más habitual.
Consumo extra-urbano: 3,8 l/100 km, hay que limitar mucho la punta, los adelantamientos y todo lo que sea hundir el pié derecho y a lo mejor nos acercamos a 4.

Hay que observar que los consumos homologados están basados en ciclos cortos en los que la recarga de la batería tiene más influencia al comenzar con esta al 100%. En la práctica los ciclos son más largos, y las fases de recarga de la batería de isa y vuelta.

Competencia:

Kia Niro frontal

El Niro como híbrido en su estilo como SUV, que realmente no es su fuerte, no tiene competidores. Olvidando esta condición el Opel Moka X, Fiat 500X, SEAT Ateca o Suzuki SX4 podrían estar en su línea.

Si buscamos coches híbridos sin ser altos, ya hay alguno que podría estar cerca como el Toyota Auris, el Lexus CT o el Hyundai iOniq.

Fotografías

Compártela...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone